Vuelta por el Parque Natural de las Hoces del Río Duratón. De Sepúlveda a Burgomillodo 06-12-2017

DATOS DE LA RUTA


HORA DE SALIDA: 08:30
HORA DE LLEGADA: 14:02
TIEMPO DE PEDALEO: 03:50
TIEMPO TOTAL EMPLEADO: 05:32
DISTANCIA RECORRIDA: 52.4 Kms.
TEMPERATURA MEDIA: 5 ºC ( mín.: -7 ºC máx.: 12 ºC ).
SENTIDO DE REALIZACIÓN: habitual

OBSERVACIONES: Ruta con temperatura gélida y muy poca asistencia (se noto mucho el puente). Tramos nevado/helados que supusieron un autentico ejercicio de equilibrio. 4 pinchazos que, junto con el problema con la bomba de Victor y la válvula de Goyo, nos hicieron perder mucho tiempo llegando a casa prácticamente a merendar.
Vídeo grabado por Ignacio Ibarrola

Ver descripción de la ruta realizada
Ver mapa del recorrido realizado
Ver perfil del recorrido realizado
Ver informe IBP
Descargar track de GPS

ASISTENTES: (6)

 

pinchazo
Ver perfil del ciclista
Adolfo
Ver perfil del ciclista
Flu
pinchazo
Ver perfil del ciclista
Goyo
pinchazo
Ver perfil del ciclista
Ignacio Ibarrola
Ver perfil del ciclista
Javi Ignacio
pinchazo
Ver perfil del ciclista
Víctor

caídas en la ruta: (0)

pinchazos en la ruta: (4)

averías en la ruta: (0)

Vuelta por el Parque Natural de las Hoces del Duratón 06 -12-2017

Después de unos meses de relax en cuanto a crónicas se refiere, aquí estoy de nuevo viejos, para hacer crónica de este día festivo, la Constitución Española.

Una vez preparados todos los neceseres,  para lo que se preveía un gran día de MTB  fresquito, tomo rumbo hacia Sepúlveda, localidad más cercana de donde comenzamos nuestra ruta bicicletera.

La ruta se adelantó al horario habitual media hora, con la intención de que no se nos hiciera muy tarde.

A unos 5 o 6 km antes de llegar al punto de partida marcó el termómetro del coche -10º, incluso llegué a pensar que estaba mal, en el punto de inicio de ruta la zona era desoladora, solo había restos de nieve, hielo y frio, no tardaron en aparecer todos los asistentes de la ruta, en este caso y por ser el gran puente con tanta fiesta solo aparecimos 6 valientes a punto de congelación.

Preparados con todos los atuendos para combatir la mañana fresquita, comenzamos a dar pedales, intentando calentar las articulaciones, aunque no había forma, a la entrada  del Cañón ya se dejaban ver los primeros tramos de nieve helada.

Justo antes de cruzar el rio Duratón no encontramos con  el puente Talcano, vestigio de la ocupación romana, que debido a su estado de deterioro, no se puede transitar por miedo  a que se derrumbe, aprovechamos para cruzar otro puente más moderno que hay a pocos metros.  

Fue un comienzo de ruta frio pero lleno de ilusiones, al ser pocos ciclistas todos contábamos que  sería una ruta rápida, y que se podría alargar el tercer tiempo.

Primeros km  de ruta, paradita, a bailar Javi Ignacio y el cronista la canción del gorila.

Las manos hacia arriba 
Las manos hacia abajo 
Y como los gorilas 
¡UH,Uh,Uh,Uh! 
Para calentar los dedos de las manos que era el principio y ya no se notaban.

Continuamos y a pocos metros parada obligada, la rueda delantera de la montura de Adolfo tiene el capricho de perder aire. Uffff esto no pinta bien, mal empiece.

En los cortados del cañón, que pueden llegar en algunas zonas hasta 100 mtr. de altura, destaca el buitre leonado que tiene una importante colonia reproductora, pero también se instalan para criar alimoches, halcón peregrino, águila real y búho real, entre otros.

Recorridos aproximadamente 12 km, comenzamos el ascenso para tener una perspectiva más alta de las Hoces, llegados a este punto, uno de los más altos, zas¡¡ otro capricho de la montura, en esta ocasión la de Iñaki, que también reclama su ración de aire, èsta mas caprichosa, la reclamación era más insistente.

Todo el mini grupo en fila india entre piedras y monte bajo seguimos recorriendo la parte alta de las hoces, hasta llegar a una pista ancha que nos conduce hasta Villaseca, pequeña localidad del municipio de Sepúlveda.

Más de lo mismo, extrañados los tres que  llegamos a esta localidad, de tanto retraso en la parte trasera del grupo, llamamos y otro pinchazo, para no perder la costumbre, en esta ocasión le tocó a la montura del Alcalde, que nunca le pasa nada a su trantor, pero lleva dos rutas que no hace otra cosa que pinchar ( debe ser que lo que no pincha el Alcalde, lo pincha su montura) jjjjjjj.

Agrupado el sexteto, cruzamos Villaseca, no sin que unos perros nos hicieran un saludo a las afueras del pueblo y se subieran las pulsaciones más de la cuenta y no había ninguna pendiente.

A buen ritmo y por pista ancha poco antes de acercarnos al parque natural de las hoces, otra putada está destinada para nuestro amigo Goyo, hablamos con Víctor y quedamos en el mirador del parque natural donde disfrutamos de unas vistas inigualables que a la vez nos serviría para amenizar más la espera.

De nuevo y todos juntitos, pero no de la mano, comenzamos a bajar la trialera que nos deja a los pies de Burgomillodo, trialera que se hacía más peligrosa de lo normal, por la cantidad de hielo y nieve que aún se mantiene por ser  zona sombría; quiero destacar en este punto la gran bajada que hizo el Alcalde en esta trialera, encabezando el grupo y sin parar, aún no me lo creo, Iñaki lo llevó delante en toda la bajada, puede dar fe de ello.

En la zona de la Mesilla, más vistas para enmarcar, desde este punto podemos deleitarnos con la Ermita de San Frutos, a derecha e izquierda, el cañón todo esto enriquecido por gran cantidad de Buitres, que pasan en esta zona gran parte del tiempo, es impresionante cuando levantan  el vuelo, el despliegue de sus grandes alas pueden llegar a medir casi 3 mtr.

Esta zona aparte de ser especialmente maravillosa, también nos acojonó por la gran cantidad de abrojos que se quedaron pinchados en las ruedas (llegué a pensar...... hoy no nos salva ni la campana) pero nada, se quedó todo en mi miedo a los pinchazos por el mal comienzo, un par de reposiciones de aire y punto.

A partir de aquí, la ruta discurre por gran cantidad de senderos preciosos, técnicos y muy divertidos que retrasa un  poco la ruta, pero merece la pena, (en mi humilde opinión cuando se hacen estas rutas, deberíamos  concienciarnos que se puede tardar más de lo previsto para no agobiar a el o los organizadores)

Pienso que a ésta ruta, lo único que le sobra es asfalto y abrojos, pero creo que no tiene muchas más opciones, y si las hubiera seguro que el grupo investigador las encuentra y si no el tiempo.

Llegados al punto de partida, donde esperaban nuestros vehículos, cambio de traje y el grupo se vuelve a partir en dos, pero en esta ocasión para que unos se marcharan a casa por sus obligaciones familiares y otros nos quedáramos en el bar para cumplir con nuestras obligaciones del tercer tiempo.

Como siempre otro gran domingo de MTB con buenos amigos, a pesar de que se echaron de menos caras habituales.

¡ Chavales que nada ni nadie nos quite estos momentazos !

¡ Hasta la próxima y que tarde mínimo como ésta !

 

Flu.

(escrito por Flu)


nº fotos/pág.

1/85


Inicio de ruta en Sepulveda


Inicio de ruta en Sepulveda


Inicio de ruta en Sepulveda. Frío, mucho frío


Equilibrismo bajando al puente Talcano


Equilibrismo bajando al puente Talcano


Equilibrismo bajando al puente Talcano


Equilibrismo bajando al puente Talcano


Senda del río entre el puente Talcano y el de Villaseca


Senda del río entre el puente Talcano y el de Villaseca


Senda del río entre el puente Talcano y el de Villaseca


nº fotos/pág.